juegos mesa 4 años

Juegos de mesa para niños de cuatro años

Y de nuevo, después de un largo año, está con nosotros… ¡Jesús! el tito friki experto en juegos de mesa y otros menesteres que hoy no vienen al caso. Os dejo de nuevo con él ¡Os va a encantar su selección!
Llamadme friki pero llevaba un año esperando este momento…
¡Friki!
¡Gracias por la cálida bienvenida! Otro año más volvemos al lugar donde os damos ideas para rellenar esas cartas llenas de ilusión dirigidas a un Señor fuerte de huesos cuyo color favorito es el rojo y a esos tres Magos que regalaron a un recién nacido oro, incienso y mirra (desde mi punto de vista ese es uno de los grandes misterios de la humanidad, la razón por la que una resina aromática era tan valiosa).
Hoy hablaremos de esos juegos de mesa recomendados para niños de 4 años. Los niños empiezan a querer ser independientes, a conocer y a aceptar las emociones y también continúan aprendiendo a aceptar reglas. También se trabaja con la lógica y con las capacidades espaciales.
Os dejo debajo de cada juego la imágen con el enlace de compra, los de Amazon son afiliados (a vosotros os cuesta lo mismo y el blog se lleva una pequeña cantidad). Así podéis comprarlo para estas Navidades si os gusta.

Camelot Jr.

En este juego deberemos reunir el príncipe y la princesa para que por ejemplo se vayan a merendar juntos o queden para jugar o, no sé, podéis inventar el cuento como queráis. Para ello deberemos utilizar las diferentes alturas del castillo, escaleras y todas y cada una de las piezas que nos den para cada desafío.
Trabaja la psicomotricidad fina, la diferenciación de colores, la visualización espacial y por supuesto la lógica. La ventaja de este juego es que los desafíos son de creciente dificultad, por lo tanto según crezca el niño podrá hacer diferentes ejercicios.

A partir de los 3 años se puede jugar al Castle logix de la misma editorial y con un concepto parecido.

juegos mesa cuatro años
Camelot Jr, click en la imagen para ir a Amazon.

Time’s up Kids

Si no conoces el Times up versión adultos os lo recomiendo encarecidamente para reuniones de amigos y/o viajes a casa rurales con grandes grupos de gente.
En este para los pequeñines se juega de manera cooperativa, para ello un adulto dará las pistas de los diferentes objetos que aparecen en las cartas y los niños tendrán que adivinar 20 tarjetas en el tiempo que dura el reloj de arena.
Si queremos aumentar la dificultad podemos hacer que la persona que da pistas utilice la mímica.
Cuando ya conozcan el juego y sean un poco más mayores, podemos hacer que los propios niños sean los que den las pistas.
Me gusta que los niños se queden embobados intentando acertar las palabras que dice un adulto en vez de ver la tele.

No me gusta que las reglas digan que solo los adultos pueden dar las pistas.

juegos mesa poetisainsomne
Time’s up Kids, click en la imagen para ir a Amazon.

Hamsterbande/la pandilla hámster

En este juego cooperativo tenemos que guiar a un clan de hamsters a conseguir comida antes de que llegue el invierno, que viene representado por la caída de las hojas de un árbol.
Para ello deberemos utilizar un dado que nos dirá cuántos movimientos podremos realizar a través de las partes móviles de un tablero.
Si de pequeño te gustaba la ratonera por las pieza que se movían, este juego puede ser para que juguéis con vuestros pequeños.
Es un juego sencillo para 4 años ya que no no hay decisiones, simplemente es un juego de lanzar el dado y mover. Y hablando de mover, son esas pequeñas piezas que se balancean de un lado a otro, esa rueda que gira o ese ascensor, lo que hace que este juego encante a los peques.
Requiere un poquito más de motricidad fina que los juegos para tres años. Y
una pizca más de planificación a medio plazo, para conseguir esas zanahorias tan necesarias para que nuestros amigos lleguen a la primavera.
Me gustan las piezas que se mueven. Son las que marcan la diferencia con respecto a juegos parecidos. Otro punto a su favor es que puede jugar un niño por su cuenta para así favorecer su independencia.

No me gusta que la toma de decisiones sea tan limitada… Pero como a los pequeños hamsters de nuestra familia les va a encantar no creo que suponga un problema.

juegos de mesa cuatro años
Hamsterbande, click en la imagen para ir a Amazon.

Carcassonne junior 4+

Carcassonne contigo empezó todo.
Uno de los mejores juegos de iniciación para los adultos también nos puede servir para introducir a los juegos de mesa a los enanos.
Tenemos que colocar las fichas, no os preocupéis que todas las piezas conectan unas con otras, no hay dificultad en eso y en el momento en que un camino haya llegado a su destino, colocaremos las fichas correspondientes al color de los niños que haya en cada una de las fichas de camino completado. Para quién se quede sin sus meeples.
¿Qué son los meeples? Me encanta que me hagas esa pregunta, son las fichas del
Carcassonne original que se utilizan en inglés como nombre genérico a fichas en un juego de mesa.
Un año después de haber jugado a este juego, podríamos introducirle el Carcassonne original al enano o enana.
También existe la opción de solo jugar con las fichas de los caminos del juego de los mayores para empezar. Podremos también simplemente colocar las fichas sobre la mesa y construir la ciudad de Carcassonne y alrededores sin ningún tipo de juego nipuntuación,simplemente como herramienta de juego libre.
Me gusta como los niños intentan seguir un camino o hacer el camino lo más largo posible simplemente para ver a dónde llega.

No me gusta que las fichas no sean las del juego original. Pero ahora que lo pienso, cada ficha de un color diferente también mola.

Carcassone Junior, click en la imagen para ir a Amazon.

Kiki Ricky travel

Los pequeños polluelos intentan subir las balas de heno para llegar a la cima. El malvado Ricky les lanza huevos para que se caigan y vuelvan a empezar de nuevo. En este juego lanzaremos el dado y subiremos el número de casillas que corresponda. Pero si sale la cara de un gallo, ese jugador lanzara desde la cima una bola derribando los polluelos que pille a su paso. Como la bola no es perfectamente esférica trazará rutas imprevistas pudiendo derribar incluso a nuestro propio peón.
Con niños de 3 años podremos jugar sin reglas simplemente lanzando la bola para intentar derribar los pollos como si fueran bolos y a partir de 4 años jugaremos con las reglas descritas.
Me gusta que sea tan pequeño y con tan pocas piezas que se pueda llevar de viaje.

No me gusta que solamente haya un huevo por si se pierde. Aunque se puede jugar con una canica o con una pelota de papel aluminio para sustituirlo.

Kiki Ricky travel, click en la imagen para ir a Amazon.
Jugar a este juego me trajo a la memoria el juego viejuno La isla de fuego. En el que una canica iba derribando a los intrépidos aventureros que osaban robar el ídolo de Vul-kar. ¿Os suena?
Como novedad os anuncio que va a ser reeditado ( en EEUU y ojalá llegue por estos lares) y podremos lanzar bolas de fuego por los caminos y ríos de la isla. Con ellas tambien derribaremos puentes y freíremos a esos osados robatesoros. Muahahahaha. El poder de Vul-kar es infinitooooo.
Os recuerdo que este artículo todavía no está disponible, así que no podréis añadirlo en la carta a S.S.M.M.R.R.M.M. Esto ultimo es el NO ME GUSTA más grande de todo este artículo.
En breve pondremos la entrada sobre juegos para niños de cinco años.
Si queréis recordar los juegos de mesa recomendados para niños de dos y tres años solo tenéis que clickear en la imagen.
Me gusta
Me gusta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *